EL CHARLY MONTERROSA VIVE!!!!!!

Veintisiete años han pasado desde la desaparición física de nuestro querido Domingo Monterrosa Barrios!!! pero su ejemplo se mantiene vivo en cada uno de los que admiramos su herencia, herencia que no es material porque murió pobre como los grandes, sino moral, porque imitar al Charly Monterrosa es practicar la honestidad, la honradez, la fe en Dios, el amor a la Patria, la defensa de los más pobres, es luchar por la paz, es servir a los demás, es vivir con honor, es morir día a día a uno mismo para nacer a los demás, es luchar mamo a mano con los subalternos, es sufrir con ellos el hambre, el frío, el miedo, la sed y el cansancio.
La Patria, hoy como hace 27 años, necesita hombres como Monterrosa, que se olviden de sí mismos para pensar en su pueblo, que se desprenda de lo material para no ser atrapados por la corrupción y así poder pensar en los demás, hombres para los que el cansancio ya no signifique nada y que la entrega de la propia vida sea el pan de cada día.
Necesitamos devolver a los hombres de armas la dignidad, el honor y la hidalguía que les caracterizó hasta antes que Cristiani denigrara la Institución Armada y entregarla a la voluntad de los buitres que siempre quisieron cebarse de sus mejores hijos.
La Nación necesita del orden, la probidad y la rectitud que ha caracterizado siempre al hombre que ha abrazado la carrera de las armas, cuyo ejemplo más preclaro ha sido Mi Coronel Domingo Monterrosa.
Fue precisamente su lealtad a la misión que adquirió cunado juró defender a la Patria, la que provocó que los apátridas le tendoeran una trampa para asesinarlo, pero se jodieron, porque su muerte hizo que se esparcieran miles de semillas que poco a poco irán germinando en sus hijos, quienes forjaremos un mañana de esperanza para nuestra Patria.
Al igual que de los mejores hijos de Atlacatl se formó el BIRIA, así también de los mejores hijos de Monterrosa surgirá una pléyade de patriotas que devolverán a la Patria y a la Institución Armada el brillo que otrora nos distinguiera entre las Naciones y los Ejércitos del mundo.
Es hora que tiemblen los corruptos, arribistas, traidores y entreguistas, porque la venganza de Monterrosa será inmisericorde, el juicio de la historia ya los ha condenado, pero la fuerza de la Reacción Inmediata hará que se arrepientan hasta la cuarta generación del deshonor en que ahogaron a nuestra Patria.
Monterrosa Vive!!!!!!!!!!!!!!!!!1 Por la Patria y con Dios!!!!!!!!!!!!!

LA FUERZA ARMADA NECESITA LLENARSE DEL ESPÍRITU DEL CHARLY MONTERROSA

Vivimos en El Salvador una época de grandes contradicciones, de corrupción, de alta traición a la Patria, de una delincuencia desbordada, de deshonor, de miseria moral.
La Fuerza Armada es él único bastión del honor frente a una partidocracia corrupta y mercantilista. El pueblo clama por la preheminencia de la Institucion Armada, pero revestida del espíritu del Charly Monterrosa, ¿cómo?
Un espíritu aguerrido, honorable, patriota, decidido, certero, apabullante, valiente, sigiloso, apegado a Dios, seguro de sí mismo.
Necesitamos un gobernante con esas características. Ojalá y el Charly estuviera con nosotros, el pueblo lo aclamaría, no a través de un partido político, sino por aclamación popular.
El charly comenzaría por decretar un estado de conmoción nacional y ordenaría al Ejército eliminar a todo delincuente terrorista, ahora denominados “mareros”, no dejaría piedra sobre piedra, devolvería la seguridad eliminando a los enemigos del Estado.
Posteriormente llamaría a las personas más capaces e inteligentes del país para conformar un gabinete de lujo. Examinaría a través de magistrados de cuentas honrados y capaces el estado de las finanzas en los distintos ministerios e instituciones gubernamentales e individualizaría a los corruptos, confisando sus bienes y condenándolos a trabajos forzados hasta que paguen hasta el último centavo,
Restauraría la Benemérita Guardia Nacional, expulsaría a todos los mercenarios que pululan en el país, ordenaría la devolución de los dineros mal ganados de los “asesores” que han esquilmado al país por años, revisaría los “gastos secretos” de los últimos cinco presidentes, reduciría el parlamento a 30 diputados y la Corte a 10 magistrados.
Reduciría al mínimo los gastos de la Presidencia, rechazaría cualquier partida secreta, y limitaría su salario a lo estrictamente necesario.
Iniciaría una segunda campaña militar contra los narcotraficantes, investigando los grandes capitales, pistas clandestinas, ex-funcionarios de gobierno, yates y barcos de pesca, vehículos de lujo, avionetas particulares y todo lo que genere sospecha por su ostentacion insultante.
Le devolvería al País su antiguo esplendor y haría de la Fuerza Armada la Institución con honor que siempre soño…
Desgraciadamente el Charly ya está con el Señor, pero desde el cielo nos llama a responder el llamado de auxilio de la Patria, a la que nunca se abandona herida y amenazada, se lucha y si es necesario, se muere por ella.
Entonces, quien es el valiente que tomará el puesto de mi Charly diciendo Por la Patria ¡Vencer o Morir!
Por la Patria y con Dios

Sargento Guido Miguel Castro

Parte al Coronel Monterrosa

Respetuosamente damos parte a usted, que seguimos manteniendo en alto sus ideales de paz y libertad para el pueblo salvadoreño, que la mística y la valentía del soldado “Atlacatl”, que dejo establecidas en esta unidad se mantiene y aumenta cada día, siguiendo sus principios y acatando sus lineamientos, sin importar el sacrificio a que nos vemos sometidos.

Sabemos que donde se encuentra, está al mando de los soldados “Atlacatl”, que como usted, se nos han adelantado en alcanzar esa gloria inmortal que significa morir por la patria.

Manténgase tranquilo “Charlie”, que su querido Batallón  “Atlacatl” vibra siempre animoso para el combate contra los malos salvadoreños, ya que animados por su espíritu guerrero, combatimos y seguiremos combatiendo hasta alcanzar esa paz que tanto desea el pueblo y la cual era uno de sus más caros anhelos.

No omitimos manifestarle que seguiremos cultivando la mística, la disciplina, el coraje y la valentía que nos enseño a mantener, como las premisas que deben distinguir y caracterizar a un soldado del BIRI “Atlacatl”.

A los cuatro años de su partida, resuenan en nuestros corazones y nuestras mentes, sus proféticas palabras “prometí cumplir y cumpliré”, las cuales mantienen su vigencia y valor desde el momento que nos las hizo vivir con el ejemplo; lo cual solo un comandante de su casta hace prevalecer ante sus hombres.

Por la Patria  y con Dios…”Atlacatl”

23/oct/1988

Del libro Batallón Atlacatl. Genesis y Ocaso